Laboratorios Washla (o hay que matar a papá)

TeatroMiércoles Mayo 12
1-DSC02327


¿Dónde?
Sala Fènix
c/ Riereta, 31
Ver Mapa
Cuándo

Mie. a las 20h (diferentes fechas)

Cuánto

Entre 8€ y 16€



¿Dónde?
Sala Fènix
c/ Riereta, 31
Ver Mapa
¿Cuándo?

Mie. a las 20h (diferentes fechas)

How Much?

Entre 8€ y 16€

¿Qué es un cataclismo en los tiempos que corren? A veces, los fenómenos externos que acaban con media humanidad son como las alarmas que nos despiertan a mitad de los mejores sueños, entonces el cataclismo comienza, como un tsunami oscuro y denso que se desliza despacio por toda nuestra sangre, destilando petróleo por todos los poros de nuestro cuerpo.

Cataclismos de este tipo son los que propone el viaje a través de esta fascinante historia creada por La Companyia del otro lado, Laboratorios Washla (o hay que matar a papá), donde recrean al mejor estilo Kafka un mundo donde la científica “K” y “M”, cyborg, se encargan de documentar el despertar del superviviente del cataclismo, llamado “R”. Su conocimiento mutuo los llevará a compartir emociones y culpas que se desarrollan a través de una obra que gira como una peonza que cuando piensas que está a punto de caer, rueda de nuevo con mas fuerza.

En esta obra de calibre futurista no es mas que un reflejo de la mente que se cuestiona la realidad permanentemente, y donde los espectadores entran a ser parte de su mundo de una forma trascendental. Es inevitable que al final el espectador de la fila tres, asiento dos, sea otro “K”, “M” o “R”, quizá un “P” o una “B”, y al final todos con la misma idea, que no se puede continuar si no se “Mata a papá”. ¡No faltes!

Idea Original y creación:

Laura Mira López
Bernardo Romano
Rodrigo Petete
Mauro Badía
Cotén Bustillo
Agustina Basso

 

 

 

Comments

Más interesante

contenido



Lugar

Street food al aire libre para dar la bienvenida a junio.



Por Editora Barcelona en LIFE HACK

¿Te gustaría ligar de una forma distinta, que fuera seria y la vez divertida?

Por Editora Barcelona en LIFE HACK

La clave de nuestro futuro siempre estará en nuestras manos.