“Oh…”, by Philippe Djian

Confusión de sentimientos, expectativas, relaciones familiares y amistades. No nos quedamos intactos en las elecciones de la vida: la pretensiones frente a las realidades perturbadoras. Queremos ser fuertes y rectos pero, al igual la protagonista de “Oh…”, la realidad de las emociones a veces decide por nosotros. Djian tiene el increíble talento de hacerte creer en las historias más improbables. Una mujer violada que cae bajo el hechizo de su agresor. Sus personajes están tan bien definidos independientemente de las situaciones de la puesta en escena que no tenemos problemas para creerlo. La perspectiva femenina de esta historia está por encima de todo, no debe rechazarse: el papel de las madres, las amantes, las novias y las víctimas es central en la novela contada en primera persona.También en la película, Elle, basada en el libro, el director Verhoeven e Isabelle Huppert, la protagonista, alcanzan la cima en su máxima expresión. Esa combinación de registros hacen de Isabelle una diva, musa, amante, fuerza y sangre en estado puro.

Una violación como experiencia erótica para la víctima, la polémica está servida. Un mundo donde todos los personajes son bastante patéticos: Michele, su madre, su padre, su ex esposo, el marido de su mejor amiga, su hijo, la novia de su hijo y su vecino. Escenas secuenciales que el autor hila para moverse de una a otra sin capítulo, transición, ni siquiera confusión. El análisis de los personajes, la historia, el desenlace, el tema central de la soledad y el hecho de que todos tenemos un lado oscuro marcan este libro turbio y recomendable.

Traducción: Regina López Muñoz

120901876_1526295191

Comments

Más interesante

contenido



Lugar
Bar

La mejor tortilla de patatas de la ciudad.