Entrevista a Roberto Barrueco

En el marco de la 21ª edición del Mecal, festival internacional de cortometrajes y animación de Barcelona, hablamos con su director y fundador Roberto Barrueco.

¿Quién eres y a qué te dedicas?

Soy Director y fundador del Mecal, Festival Internacional de cortometrajes de Barcelona y del 360 Vr fest de Barcelona. Soy gestor cultural y creador de redes y festivales audiovisuales principalmente.

Este año se celebra la 21ª edición del Mecal, un festival que se ha consolidado como un evento de referencia en el mundo de los cortometrajes y de la animación. ¿Cómo empezaste con este proyecto? 

Creé el Mecal durante mi año Erasmus. Soy francés y quería crear un proyecto en Barcelona con el fin de quedarme en la ciudad de la cual me enamoré.

Inauguracion-(2)

Inauguración-(3)

¿Cómo definirías la palabra “cortometraje”?

Un cortometraje es una pieza audiovisual de menos de 30 minutos. Una de sus particularidades es la flexibilidad, ya que requiere un equipo mucho más pequeño que en un largometraje, y por tanto puede ser un campo de creatividad increíble.

Podríamos pensar que el cortometraje no es un género con el cual el público está muy familiarizado, al contrario que los largometrajes y a pesar del apogeo de formatos más breves como las series. ¿Crees que esto está cambiando?

Creo que con el tiempo el público se ha acostumbrado a ver cortometrajes, a que el formato no sea totalmente extraño para ellos. Pero aún hoy en día, no hay industria o es muy pequeña, y por tanto al no generar economía, le falta espacio en televisiones. Creo que con las plataformas VOD y la multiplicación del visionado fuera de la TV, el cortometraje tendrá cada vez más cabida en el consumo del público general ya que es de corta duración y se puede ver, por ejemplo, esperando el metro o el autobús.

Especialmente en España, ¿el género del cortometraje y de la animación está bien desarrollado o aún le queda recorrido?

En España la producción es de muy buena calidad y, de hecho, todos los últimos éxitos o presencia en festivales internacionales importantes provienen de los cortometrajes y no de largometrajes. Pero siempre falta ayuda en el proceso creativo, y por ejemplo carecen de ayudas en la creación de guiones y también en difusión/distribución. En lo que respecta la animación, el proceso de creación es bastante diferente, sobre todo en la duración de la producción y el número de profesionales que trabajan en ello, pero creo que al fin y al cabo, las carencias en la ayuda por parte de las estructuras institucionales son similares.

Inauguracion

Este año cumplís 21 años, ¡felicidades!. ¿Hay alguna edición que recuerdas con más ilusión?

Las ediciones de las cuales tengo los mejores recuerdos son las primeras ya que descubríamos el mundo de los cortometrajes y de los festivales. Estos años están cargados de emoción y de energía. También, en ese momento, Barcelona olía a creatividad y a libertad, y nuestro festival daba un aire fresco en sintonía con lo que se hacía en la ciudad. Fuimos los primeros en hacer que las proyecciones audiovisuales al aire fuesen masivas y para un amplio público.

¿Y un cortometraje que te marcó especialmente?

Darling Darling es un cortometraje norteamericano y el único cortometraje que al haberlo visto 20 veces me sigue haciendo reír. Es una mezcla de surrealismo, situaciones grotescas y momentos mágicos, en un entorno de clásica película para adolescente americana con un jovencísimo Michael Cera de protagonista.

Lo que al principio era “solo” un festival en marzo y abril cuenta también hoy con el Mecal air en verano o el Pre-Mecal antes del festival. ¿Tenéis más sorpresas en mente para la próxima temporada?

Siempre tenemos nuevos proyectos. Unos caen, unos duran unos años sólo, otros perduran en el tiempo. La idea es reinventarse cada vez, observar, adaptar y adaptarse. Creo que es la única regla para perdurar en el tiempo, sino tu público envejece y programas para unos cuantos, sin cubrir las nuevas generaciones que son los espectadores del futuro. Los próximos proyectos que queremos desarrollar: Mecal Baleares, desarrollar la colaboración con Filmin y nuestra parte dedicada a los cortometrajes, justamente para que la gente acceda a más cortometrajes de calidad. Debemos retomar el Mecal Rooftop que nos gusta mucho…

Pre-Mecal

Este año recibisteis unos 5000 cortos de los cuales habéis seleccionado unos 300 para la competición. ¿Sobre qué criterios hacéis esta primera selección?

Cuando se recibe tanta cantidad, los criterios de calidad son altos. Y los errores son eliminatorios. En general se miran con atención la realización en general, el juego de actores, el montaje y, por supuesto, el guión. La idea para realizar un cortometraje es algo fundamental.

Pensando en vuestras sesiones especiales videoclips o anuncios, ¿cómo descubrís propuestas tan “freakies”?

Al fin y al cabo ser freaky es ser curioso y diferente, no conformarse con lo que la industria te da, buscar y rebuscar. Podría ser perfectamente una definición del festival.

¿Os gustaría extenderos a otros países?

Estuvimos presentes en Chile durante años, pero es complicado mantener un equipo si no estás presente. Duró 4 ediciones y ha sido una muy buena experiencia. Eso sí, tenemos una muy buena red de difusión internacional y todos los años proyectamos cortometrajes en muchos países.

Os agradecemos mucho la confianza que habéis depositado en Le Cool Barcelona este año al incluir a una de nuestras colaboradoras como miembro del Jurado Oblicua. ¿Qué os hizo pensar en nosotros?

Le Cool tiene en un sentido una línea muy parecida a la nuestra, buscar la calidad en todos los ámbitos, encontrar las perlas o las cosas que uno no debe perderse. Ha sido muy natural ir hacia vosotros.

Cartel-Mecal_2019

 

Fotografía principal: Andrés Aguilar Caro

 

Comments

Más interesante

contenido



Lugar
Bar

Bocadillos y birras en su quinto aniversario.


Inspiración

¿Un estuche de vino que se transforma en lámpara? Hecho.